Shangrila textos aparte
SHANGRILA-13AGOTADO

Shangrila revista 13

ISSN: 2172-0363

Formato: 28 x 20 cm

Páginas: 180

Precio: 15.00 EUR

FEDOR M. DOSTOIEVSKI
CINE Y LITERATURA

Ricardo Adalia Martín
Juan Miguel Ariño
Félix de Azúa
Óscar Brox
José Miguel Burgos Mazas
Ani Bustamante
Nacho Cagiga
Mariano Cruz García
Jesús García Hermosa
Juan Antonio Horrach
Mariel Manrique
Hernán Marturet
Olvido Marvao
Isabel Mercadé
Octavio Paz
Aarón Rodríguez Serrano
Faustino Sánchez
Fernando Usón

Nietzsche imaginó el advenimiento de un 'nihilista completo', encarnado en la figura del Superhombre, que juega, danza y ríe en los giros del Eterno Retorno. La danza del Superhombre celebra la insignificancia universal, la evaporación del sentido y la subversión de los valores. Pero el verdadero nihilista, como lo vio con mayor realismo Dostoievski, no danza ni ríe: va de aquí para allá –alrededor de su cuarto o, es igual para él, alrededor del mundo– sin poder jamás descansar pero también sin poder hacer nada. Está condenado a dar vueltas, hablando con sus fantasmas. Su mal, como el de los libertinos de Sade o la acidia de los monjes medievales, atacados por el demonio de mediodía, es una continua insatisfacción, un no poder amar a nadie ni a nada, una agitación sin objeto, un disgusto ante sí mismo –y un amor por sí mismo–. El nihilista moderno, Narciso desdichado, mira en el fondo del agua su imagen rota en pedazos. La visión de su caída lo fascina: siente náuseas ante sí mismo y no puede apartar los ojos de sí. Quevedo adivinó su estado en dos líneas difíciles de olvidar:

Las aguas del abismo
donde me enamoraba de mí mismo.

Octavio Paz

Un espacio fuera de cuadro